Estamos en la cúspide de una transformación en la movilidad debida a nuevos requisitos de nueva fuerza de trabajo. Un volumen creciente de flujos de trabajo y modelos de negocio ágiles, combinado con una explosión en las tecnologías conectadas (Cloud, APIs abiertas), están haciendo posible un nuevo nivel de experiencia conectada. Esta transformación está eliminando los obstáculos derivados de tecnologías heredadas y, con una evolución en el software y mejores capacidades de procesamiento, ahora no solo somos capaces de comunicarnos sino de recibir contexto en nuestra interacción comunicativa, allanando el camino para la creatividad ininterrumpida, y permitiendo la claridad de la comunicación, al tiempo que mejora las relaciones entre colegas, socios y clientes. ¿Cómo? Es sencillo, un mayor ancho de banda permite realizar reuniones de más calidad, la capacidad de procesamiento permite optimizar el uso de datos y desarrollar estrategias con Inteligencia Artificial (IA) y analítica. Hasta ahora, las herramientas de negocios han coexistido por separado de las personas que los utilizan.

Una aplicación de correo electrónico, una aplicación de CRM, o una aplicación de procesamiento de textos hacen lo que fueron diseñados para hacer, pero han permanecido estáticas, por separado, y sin relación con el proceso de colaboración. Es momento de reflexionar qué potencial podemos mezclar todas estas soluciones y optimizar las soluciones de colaboración: Es la era de la información, es el momento de la IA y la colaboración se verá transformada en un nuevo concepto.

La colaboración cognitiva: Requisitos previos

IA colaboracion cognitiva

Tal como indica Cisco, la colaboración cognitiva asegura que el contexto y la inteligencia se combinan a través de todas las experiencias de colaboración para fomentar las relaciones humanas y mejorar las interacciones con clientes. Sí, la Inteligencia basada en información ayuda a tomar decisiones más inteligentes y más rápidas y, obviamente, servir mejor a cualquier cliente o no perder detalle de cualquier proceso de negocio.

Pero, ¿Qué necesitamos para una colaboración cognitiva?

Antes de profundizar, es esencial entender que, para analizar datos es necesario un proceso de digitalización del negocio y aplicarlos para implementar la cognitividad en la colaboración, no es una tarea sencilla, pero sí debería estar en la hoja de ruta de cualquier organización que quiera llegar a considerarse Data-Driven.

Vayamos por partes:

Quizás te interese:  ¿Usas Slack? Por qué debes usar también Webex Teams

La Inteligencia Artificial (IA) es el primer pilar necesario que consta de la recolección de datos de múltiples fuentes como sensores, CRM, IoT, personas, agendas, calendarios, reuniones, datos sociales, datos públicos… cualquier información que sea esencial. El segundo pilar es la analítica que consta del proceso de Identificar patrones y agrupaciones relacionales  para apoyar la personalización de la experiencia de colaboración.

Toda esta inteligencia aplicada al contexto correcto es lo que enriquece la colaboración. Conocer los datos de la persona (último mail enviado o recibido, listado de reuniones, información del CRM) con la cual hablamos por Webex Teams o Webex Meetings es el salto cualitativo a una nueva forma de colaboración conectada, inteligente e integrada en todos los flujos de trabajo.

Pero no, esto no es todo…

Algunos casos de uso interesantes

IA casos uso

Es momento de romper el techo de cristal de la tecnología. Los datos tienen un potencial inimaginable pero aún no hemos entrado en capacidades de machine learning.

¿Qué podemos conseguir?

  • Analizar los rostros de los asistentes a la reunión y detectar si están distraídos, atentos o detectar cualquier cambio en el estado de ánimo.
  • Reconocer el rostro de la persona que está en ese momento hablando y mover automáticamente la cámara y ajustar la visualización para poder analizar el contenido gestual (no verbal).
  • Recibir y buscar información contextual de la persona gracias al reconocimiento de voz o texto y mostrar resultados de forma automatizada.
  • Recibir información contextual cruzando los datos del CRM como entradas de blog, publicaciones, reuniones, etc…

¿Imaginas tener este poder en tus manos? Has pensado en el salto a la nueva forma de colaborar. El camino no es sencillo, tampoco es un capítulo de Black Mirror. Esta tecnología está aquí y esperando a ser usada y destacar con la colaboración cognitiva.

Consultoría 1